¡Inexplicable!

11 de enero de 2021

INEXPLICABLE: LICENCIA MEDIOAMBIENTAL SIMPLIFICADA EN VEZ DE ORDINARIA PARA ACOMETER LA SEGUNDA FASE DEL DESMANTELAMIENTO DEL CAMPO DE PETRÓLEO.

Va hacer cuatro años que el Campo de Petróleo paró su actividad y son muchos los recuerdos que se agolpan durante este tiempo, ilusiones, proyectos…. un sin fin de acontecimientos vividos para llegar a una reflexión de cuatro líneas en el Boletín Oficial del Estado.

Empezando por orden, y después de ver cómo las ilusiones se mantenían intactas, en el mes de marzo de 2018 se nos comunica que se abre la posibilidad de que un nuevo concurso sea posible y retorne de esta manera la actividad con una vuelta al trabajo de sus trabajadores. Pero, quién lo iba a decir, una moción de censura da un giro de 180º y la convocatoria de ese concurso empieza a demorarse. Distintas llamadas nos hacen presagiar lo peor, en octubre de 2018 el Ministerio de Transición Ecológica a través del Secretario de Estado ordena echar adelante la segunda fase del plan de desmantelamiento del Campo de Petróleo. No entendíamos nada. Lo peor, la indiferencia, el menosprecio del Estado con nuestro municipio. En ningún momento nadie se pone en contacto con nosotros. Nadie por un momento piensa en el daño que se nos estaba haciendo.

Ese mismo mes de octubre, nos ponemos a trabajar. La nueva situación nos hacía pensar en un nuevo escenario: teníamos que proteger el Campo, no podíamos ver cómo se cargaban 50 años de historia industrial local, nacional y europea.

En diciembre del 2018, solicitamos a la JCYL la declaración como BIC del Campo de Petróleo para la protección de su patrimonio. En vista de la demora en el proceso de tramitación y una vez pasado el plazo de silencio administrativo que implicaba la denegación de la incoación del expediente, apenas un año después remitimos nuevamente la solicitud y la memoria técnica requerida a la JCYL en un nuevo intento de conseguir la incoación del expediente.

En junio de 2020 llega al Ayuntamiento de Sargentes de la Lora la memoria de impacto ambiental para llevar a cabo la segunda fase de desmantelamiento del Campo, y se abre un periodo de alegaciones. En dicha memoria no se tienen en cuenta factores como el patrimonial, el lado humano y lo que es peor, en dos folios explican cómo se va a proceder con el taponamiento de los pozos y otras cuestiones de gran complejidad técnica. Nos quedaba una ardua tarea, teníamos que contactar con gente afín al Ayuntamiento y al Museo, conocedores del Campo y sobre todo personas con amplia experiencia en el mundo de los hidrocarburos, que ya hubieran participado activamente en el desmantelamiento de otros Campos.

A continuación, adjunto un PDF con el informe enviado al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico en contestación  a dicha evaluación ambiental simplificada. Un trabajo remitido a la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental de dicho Ministerio.

Intercalando, como veis, la solicitud de BIC y la Licencia Ambiental, en septiembre de 2020 la JCYL comunica al Ministerio de Cultura que va a proceder con la incoación del expediente para la declaración de BIC, recibiendo como respuesta del Ministerio que la competencia no es suya, sino del Estado. Así que, nuevamente, dirigimos solicitud y memoria técnica del Campo de Ayoluengo en esta ocasión al Ministerio de Cultura, a la vez que iniciamos también un trabajo sistemático para recabar el apoyo de Sociedades, Instituciones, Entidades Científicas y de expertos en Patrimonio Industrial, Patrimonio Geológico y Minero, todos ellos de reconocido prestigio nacional e internacional, y también cargos públicos y políticos de distintas Instituciones públicas y privadas, y de las Administraciones Públicas Local, Autonómica y Estatal. Este proceso continúa su curso, os seguiremos informando.

Siguiendo con el orden cronológico en el que se van sucediendo los acontecimientos, y volviendo a la licencia ambiental, el 7 de enero de 2021 ha salido publicada en el BOE la Resolución de 27 de diciembre de 2020 adoptada por la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental. En ella, dicha Dirección General determina que no es necesario el sometimiento al procedimiento de evaluación ambiental ordinaria del proyecto «Segunda fase del plan de abandono de la concesión de explotación de hidrocarburos líquidos y gaseosos Lora, en Ayoluengo (Burgos)»: INEXPLICABLE, como hemos encabezado esta información que os envío. No entendemos cómo la Dirección General no ha tenido en cuenta los daños significativos que sufrirá nuestro Patrimonio si, como pretendía la empresa y ahora le concede la Dirección General, la Evaluación  Ambiental se somete al procedimiento de Evaluación Ambiental Simplificada, y no Ordinaria. Una lástima que no se haya tenido en cuenta el informe del Ayuntamiento de Sargentes de la Lora, y se haya contestado al mismo en cuatro líneas de la citada Resolución.

Adjuntamos Resolución de 27 de diciembre de 2020

Desde el Ayuntamiento de Sargentes de la Lora seguiremos luchando por  el reconocimiento y la protección de nuestro Patrimonio Industrial del Campo de Petróleo de Ayoluengo.